Cierre de la perforación timpánica

El paciente recupera audición y puede llevar una vida sin restricciones (entrada de agua en el oído , ducharse sin tapones y practicar deportes acuáticos)